domingo, 11 de octubre de 2009

Un concierto muy largo

El día ha pasado. Después de tantos momentos hablando del concierto de ayer, de la gran oportunidad que le prestaban al grupo local "Éride" de actuar en un escenario como la Cubierta Multiusos de Ávila, y ahora, domingo 11 de Octubre, solo nos queda el recuerdo de una noche que, a nuestro parecer, fue demasiado larga.
Éride comenzó puntualmente, actuando para unas 40 o 50 personas. La gente no responde a estos conciertos en Ávila, y eso se lleva demostrando desde hace un par de años. "Extremoduro" no llenó, "Los Refrescos" y "Tennesse" hicieron perder mucho dinero al ayuntamiento, por lo que sabíamos que el festival tributo a leño y pink floyd de ayer no llegaría a llenar ni el 30% del aforo. Las cifras exactas no las sé, pero creo que hablo con propiedad.
Tras los primeros 45 minutos, le tocaba el turno al que, pese a lo que se creía en un principio, sería el mayor atractivo de la noche, el grupo cover de Leño "La Leñera". Temas míticos de la banda como "Cucarachas", "Corre, corre", "La Fina" o "Que tiren la toalla" amenizaban una cubierta en donde la gente, además de escuchar a la banda y cantar alguno de sus temas, charlaba con sus amigos y contaban anécdotas dejando un poco de lado el concierto. La Leñera suenan muy bien, sin duda el mejor grupo cover de Leño que he escuchado hasta el momento. Tengo ganas de ver en directo a "Más Madera", pues me han dicho que los superan en espectáculo, pero hasta entonces no podré opinar. Pero sinceramente, creo que grupos como estos no son los adecuados para actuar en estadios. Un grupo cover tendría que actuar en algún bar, en donde la gente, además de tomarse una copa tranquilamente, pudiese escucharlos a ellos en vez de verse obligados a escuchar la música que decide poner el Dj. Pero volvamos al concierto de ayer. La Leñera, como he dicho, lo hacía bastante bien. Si cerrabas los ojos si podías imaginar que estabas viendo a Leño en alguna de sus actuaciones, pero lamentablemente en su repertorio faltó la canción "Castigo", tema del primer Lp que vió la luz en el año 79. Con esa canción habría logrado atraer más a su público, pues era la prueba definitiva que todos queríamos ver para comprobar si realmente se merecían el nombre de banda tributo a Leño.


Las horas seguían pasando. Llevábamos dos horas y media de música y aún faltaba por ver a "Pink Tones", grupo cover de "Pink Floyd". Evidentemente, nunca he visto a Pink Floyd en directo, pero ayer me dió la sensación que no me había perdido nada. Un concierto muy parado, demasiado lento, y con unos musicos que aunque se les veía una gran profesionalidad no terminaban de gustar a su público. Pasaron dos horas hasta que finalmente pudimos escuchar "The Wall", pero lamentándolo mucho no pudimos aguantar más y nos marchamos del concierto a terminar nuestra fiesta en algún otro lugar más apartado del mundo.
Agradezco mucho que aún existan personas en Ávila que intenten acercar el rock a nuestra ciudad, pero creo que hubiesen acertado más trayendo a un grupo de verdad, es decir, una banda que no sea tributo.
Resumiendo, un concierto que se me hizo muy largo, pero que me sirvió para comprender el porqué del éxito de Pink Floyd en festivales del estilo de "Woodstock". Las drogas y otras sustancias estupefacientes que allí se consumían. Esa era la única manera de disfrutar de un concierto como el de ayer. Intentamos conseguir el mismo efecto con un par de litros de alcohol, pero no lo conseguimos.
Ahora, a pensar en nuestro siguiente destino.
Hasta la próxima.

4 comentarios:

Milhaud dijo...

Para ir a un concierto de Pink Tones, hay que conocer bastante bien la discografía de Pink Floyd, y sólo entonces disfrutarás.

He de decir, que como fan de Pink Floyd, he visto varios directos, y los Pink Tones consiguen acercarse mucho al sonido de la banda que tributan en prácticamente todas las canciones. Una de las mejores bandas tributo que he escuchado, si no la mejor.

Y una nota, Pink Floyd no tocaron en Woodstock ;)

Zeppy dijo...

Totalmente de acuerdo contigo, Milhaud. Si yo tambien fuese un fan de Pink Floyd, habría disfrutado enormemente del concierto, pero al no ser el caso y gustarme solo un par de canciones el concierto se me hizo muy largo. Aún así, coincido contigo en que los Pink Tones son un grupo cover espectacular, los músicos me dejaron impresionado y el sonido que conseguían era bastante acertado.
Por cierto, sé que Pink Floyd no tocó en Woodstock, era solo una manera de hacerme entender, por eso dije lo de festivales "Tipo" Woodstock.
Un saludo y gracias por visitarme.

Ediciones Vion dijo...

En mi caso vi hace algún tiempo a Pink World, también banda tributo. El grupo tocaba muy bien, pero aún así se notaba que faltaba algo, era como todo muy medido, faltaba algo de magia, aún así como digo los músicos ejecutaban muy bien el sonido, aunque sin duda, como muy bien apunta Milhaud, hay que conocer la discografía de Pink Floyd, albergo en mi poder tres albumes del grupo, por lo que aún tengo mucho por descubrir.

En cuanto a La Leñera aún no he tenido la oportunidad de escucharles, pero sin duda los temas más dificiles de ejecutar están en el primer y maravilloso álbum de Leño y esa enorme canción como es "Castigo".

Un saludo!

Anónimo dijo...

Vion, entiendo perfectamente lo que dices, yo tambien he visto a los Pink World estos, es una orquesta.
Te recomiendo que te hagas un favor a ti mismo y vayas a ver a los Pink Tones, nada que ver.