lunes, 30 de junio de 2008

Crónica del Kobetasonik


Tras una breve espera, amenizada con un par de cervezas, nos montamos en el autobus que nos lleva desde el Bilbao Exhibition Center hacia el monte Kobetasonik, un lugar precioso a las afueras del gran Bilbao que hoy, está okupado por cientos de heavys entre los que destacan varios miembros de la Kiss Army. Allí arriba, se respira tan buen ambiente que no podemos esperar a montar la tienda bien, y nos encaminamos a lo que será el primer concierto de lo que promete ser un gran fin de semana. Pese a que en el escenario 1 están tocando los hermanos Cavalera, nosotros nos encaminamos al concierto de Apocalyptica. La verdad que es uno de los grupos que más curiosidad tenía por ver en directo, y aunque a la hora de la verdad me han defraudado un poco, no puedo negar que me han entrado escalofrios al escuchar su particular version de Nothing Else Matters. Tras una hora repleta de Violonchelos, nos acercamos al escenario 1 a disfrutar con Gamma Ray. En el recinto, no entra una sola persona. Los más atrevidos deciden ver el concierto subidos a los contenedores que la organización ha puesto repartidos por el lugar. Gamma Ray terminan su espectáculo, y nosotros regresamos a la tienda, no sin antes observar durante una canción a Ministry. La gente parece disfrutar del concierto, pero a mi no terminan de convencerme, y prefiero irme a repostar, pues algo dice que esta noche puede ser muy larga.
Un breve descanso en la zona de acampada y vamos a ver al primer grupo grande de la noche, "Helloween". Varias canciones del Keeper of Seven Keys, pero falta un poco de espectáculo. Hecho de menos escuchar el "I Wan Out", pero prefiero ir al otro escenario para coger sitio antes de que el dios del metal salga a escena. El plato fuerte de la noche tarda poco en aparecer. Halford y los suyos comienzan fuerte, el escenario ya no es lo que habia sido hasta el momento. "Judas Priest" lo han recolocado a su manera, con puertas secretas, pasadizos... Se hechan de menos canciones míticas como "Diamonds and Rust", pero los Judas han elegido un buen repertorio para lo que será su única actuación en España. Como es habitual, la moto de Halford entra en escena a final del concierto, enloqueciendo una vez más a un publico entregadisimo.
La noche aún no ha acabado, y aunque todavia falta por tocar "Slayer", el 60% de la gente se marcha a dormir tras la intensa actuación de los Judas. Mañana será otro día...

El sol no quiere perderse este festival, y nos ha despertado a todos alrededor de las 8:30 de la mañana. Nada más salir de la tienda, nos hemos llevado la primera sorpresa. Si ayer creíamos que había mucha gente, hoy el número de personas es mucho mayor. La Kiss Army ha desbancado a los heavyes, y ahora son ellos los dueños del lugar. El calor hace que resulte imposible ver los primeros conciertos. Los grupos que actuan tampoco son de nuestros preferidos, y preferimos dormir un rato. Nos levantamos con la hora justa para ir a ver a "TESLA". Para mi, uno de los conciertos que más me ha gustado del festival. Además de la buena música, se empiezan a notar los efectos de la Kiss Army en el festival. Público con la cara pintada, pin-ups en bikini bailando encima de las rocas, etc...
El sol cada vez calienta más, y aunque nos apetece bastante ver a MSG, tenemos que ir a la tienda a refrescarnos. Cuando volvemos al recinto, empiezan a tocar Europe. Por fin podemos quitarnos esa espinita que teníamos clavada desde el pásado Extremúsika. Observándoles, podemos darnos cuenta que en directo poco tienen que ver con los Europe de los discos. Una bateria mucho más potente de lo habitual da el pistoletazo con un "Always the pretenders" que enloquece al público. Tras esta, canciones míticas del grupo, que se despide, como no, con "The Final Countdown". Nuevamente, volvemos a la tienda. Hay que coger fuerzas para lo que se nos avecina. Si queremos coger sitio para ver a Simmons y compañia, tenemos que perdernos a Dio y a Blind Guardian, pero sin duda, merecerá la pena.
Tras dos horas esperando, aparece un enorme telon negro en el cual están escritas las cuatro letras que todos estamos esperando leer. De pronto se escucha un estruendo, cae el telón, y aparecen entre una explosión de fuego los superheroes de la noche, liderados por Genne Simmons y Paul Stanley. "KISS" está sobre el escenario. Al fin, despues de 11 años, podemos dar un sueño por cumplido.
En su repertorio hay sitio para todos sus grandes éxitos, desde "I was made for loving you" hasta "Rock and roll all night", "Lick it Up", "Love Gun"... Todas las canciones tienen un punto en común, éxitos grabados durante los 80. Sinceramente, me cuesta expresar todo lo que sentí en ese concierto. El show que montaron fue increible, fuegos, tirolinas, Simmons volando al igual que hizo en el Kiss Alive 5, plataformas gigantes que subian y bajaban a todos los miembros, incluido el bateria, el cual consiguió hacerse un solo a unos 15 metros del suelo... Con diferencia, uno de los mejores conciertos que he visto en mi vida.
Mucha gente ha comentado por internet que los Kiss son solo espectáculo, pero puedo aseguraros que estan todos equivocados. Musicalmente, fueron increibles. Me duele decirlo, pero para mi, en directo, superaron a los Stones.

Veamos a ver si Police los superan...

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Amor¡¡¡¡ q nos vamos a ver a police¡¡¡
lo conseguimos¡¡¡¡
un abrazo
patry

Bitter dijo...

Tremenda crónica!!!
Aaaah si Simmons y compañia son inmortales, no cabe duda, he visto unos videos del show en youtube, pero seguro no le hacen justicia a haber estado ahí.
jeje, kisses

mar-abunta dijo...

"Musicalmente, fueron increibles. Me duele decirlo, pero para mi, en directo, superaron a los Stones."

cómooooo???

jajajaja, entonces debieron estar muy grandes!!!

Cuco dijo...

tuvo q estar genial, ya me hubiera gustado a mí andar por allí. pero bueno estuve el otro dia en el via de la plata, que fue iron maiden.
un saludo y suerte con el bar

Anónimo dijo...

QUiero que vuelvas a publicar¡¡¡¡
Te hago mucho de menos¡¡¡
Por favor uniros a mi suplica¡¡¡
gracias