martes, 8 de noviembre de 2011

Recuerdos del Verano

Cuando parecía que hoy todos los telediarios y todos los periódicos iban a ser monotemáticos con el tema del famoso debate bipartidista celebrado ayer en la televisión, cuando parecía que ultimamente no había más que política y buenas intenciones en los medios de comunicación, y sobretodo, cuando parecía que las noticias sobre música y cultura habían pasado a un segundo plano, el periódico "El Norte de Castilla" va y me sorprende con una noticia que ya esperaba, pero que no por eso me ha hecho menos ilusión. Se trata de la unión de dos bandas muy parecidas y a la vez muy diferentes, "Los Coronas" y "Arizona Baby", que bajo el nombre "Corizonas" se fusionan en una sola.

Ambos grupos fueron la revelación de la temporada pasada con su gira "Dos bandas y un destino". El título de esta gira parecía un preludio de lo que ha acabado pasando, y ese destino lleva un nombre, "The News Today", un disco que en solo dos semanas está arrasando en las tiendas y en el que se puede escuchar las composiciones propias que esta banda ha creado para su debut como un solo grupo.

Al ver esta noticia, a mi cabeza rapidamente han venido los recuerdos del concierto que tuve ocasión de ver inaugurando el Festival O´Marisquiño 2011, pero que por razones de tiempo y por otras noticias que creí oportuno publicar antes, finalmente aquella crónica se quedó en el desván y jamás la publiqué en el blog. Pero hoy, quizás por que estoy más nostálgico, y dado que los Coronas han sido los protagonistas de la mejor noticia que circulaba hoy por los medios de comunicación, he decidido rebuscar entre mis maletas hasta encontrar la pequeña libreta en la que de noche, ya en la pensión, escribí todas mis impresiones de lo que había sido aquel concierto.
Os dejo con ella. Quizás sea una crónica tardía, pero es esto, o caer en la trampa y hablar nosotros tambien de política...

Ver un directo de "Los Coronas" no es un concierto cualquiera. Quien ya haya estado en uno, sabrá de lo que hablo. Su uniforme rojo, sus sombreros de vaqueros, y su trompetista ucraniano, el cual por cierto ha contribuido muchísimo en convertir a su grupo en los número 1 del far-west, hipnotizaban a un público sediento de rock, de baile, y de sexo. Para saber esto último, no había más que mirar alrededor y ver como la temperatura iba subiendo a medida que avanzaba el concierto.
Los bailes de las jovenes del público cada vez eran más sugerentes. Alguna se animó demasiado, y poco a poco se fue desquitando de su ropa para enseñarnos sus encantos. Las parejas cada vez estaban más melosas, y sus manos pronto se perdían entre las piernas de su cómplice. No se si sería cosa de la música, del intenso aroma a playa o la buena temperatura, pero aquello no era precisamente un concierto recomendado para todos los públicos.

El climax de todo esto llegó con la versión de "Los Brincos". El desmadre fue total. Antes habían tocado su cancion más conocida, pero aunque no fue la más aplaudida, si fue la más celebrada. Tras los brincos, un pasodoble y "Los Rumbaleiros", la cual confesaron que en su día se la intentaron vender a Tarantino, pero que la cosa no cuajó. Para mí, esta canción fue el momento más emotivo de la noche, ya que avisaron que ya la iban a desterrar de su repertorio, y que aquella sería la última vez que sonaría en uno de sus conciertos.
No dejamos a Tarantino, ya que poco después el grupo interpretaria la canción que fue el inicio de todo, "Miserlou", de Dyck Dayle, canción que servía de banda sonora en la película "Pulp Fiction".

Tras recordar sus comienzos como grupo y los primeros temas, el grupo abandonó el escenario para ofrecer a su público un brevísimo descanso, antes de regresar al escenario para interpretar otras cuatro canciones en donde el público volvió a darlo todo, haciendo de aquello una noche mágica en la que hasta el cielo quiso colaborar, regalándonos la imagen y el espectáculo de un pequeño meteorito descomponiéndose en su entrada a la atmósfera.
El concierto terminó y nadie se quería ir de allí. Todos pedían a gritos ese heavy-surf que los coronas dicen que interpretaran si el público se ha movido lo suficiente. Aún nadie lo ha escuchado, y puede que ya existan pocas posibilidades, a no ser que con su nuevo grupo, nos den esa alegria.

Para saberlo, no tendremos que esperar mucho. Los "Corizonas" empiezan gira, y ya tenemos las primeras fechas. Alicante (10 de Noviembre), Valencia (11 y 12 de Noviembre), Gijón (18 de Noviembre), Barcelona (23 de Noviembre) y Sevilla (3 de Diciembre) serán las primeras ciudades afortunadas, pero pronto, el cartel de la gira podrá verse en muchas más ciudades.

Hasta que llegue ese momento, cerraremos los ojos e intentaremos visualizar el concierto que más me ha sorprendido en este verano del 2011.

Nos vemos pronto.
Un saludo.

5 comentarios:

raúl fdz pacheco dijo...

pues yo he visto a los arizona baby, y los barbas son tremendos oye! esta fusión es un maridaje perfecto, fresas con nata.

juanvi dijo...

No le he hecho mucho caso a lo que está haciendo esta gente, pero la verdad es que todo el mundo habla maravillas de ellos. Habrá que prestarles atención.

Saludos!

coeliquore dijo...

¡Ostras!!! Si estarán en esta tierra en la que vivo el próximo finde. Bueno, eso, que si te animas a venir a verlos, mándame email y tienes casa donde quedarte.
B7

Anónimo dijo...

Amo a los Coronas, a los Arizonas aún no he tenido el placer de escucharlos pero si se juntan con estos monstruos será por algo.

Zeppy dijo...

Raúl, yo los tengo en la lista de pendientes, pero intentaré matar dos pajaros de un tiro y verles en esta gira junto a los coronas.

Juanvi, a mi me pasaba lo mismo, y cuando les ví en directo aluciné. Te lo recomiendo.

Coeliquore, muchas gracias por la invitación, pero estas fechas estoy muy liado y tengo que dejar de lado los conciertos, y más aún, los viajes. Pero seguro que hay otra ocasión!

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.
Un saludo.